Santa_Maria_del_Fiore_in_Florence

Santa María del Fiore, la obra maestra de Filippo Brunelleschi | #MundoArquitectura

La obra del arquitecto florentino es una de las más importantes del Renacimiento La cúpula

  • La obra del arquitecto florentino es una de las más importantes del Renacimiento
  • La cúpula de Santa María del Fiore fue la primera en construirse con forma octogonal
Santa María del Fiore

Santa María del Fiore. Fuente: Wikipedia

Con el paso del tiempo aparecen períodos históricos que establecen un antes y un después en relación a los cambios que producen. Y como deriva de estos hechos la humanidad los abraza y los erige como un símbolo de progreso inherente. En el caso de Italia existe un período muy concreto de su historia que marcó un punto de inflexión en toda la historia universal; hablamos del Renacimiento, nombre que se aplica a una cronología que da el paso a la Edad Moderna. Es en este instante concreto cuando se reflejan de manera clara los ideales del movimiento humanista que creció en el corazón de Europa en el siglo XVI y que dejó atrás la oscuridad y el hastío del Medievo.

En este contexto encontramos una de las ciudades que más supo capitalizar esta herencia recibida, haciéndola suya y adaptándola a su realidad: Florencia. La urbe italiana se convirtió en el epicentro del humanismo e hizo del arte su bandera. Su centro histórico fue declarado como patrimonio de la humanidad en 1982 y por sus calles se han movido personajes tan ilustres como Leonardo da Vinci, Michelangelo Buonarroti o la familia Medici, destacando a Lorenzo. Este estadista italiano reflejó de manera clara la estratificación social de la época, con un nivel de detalle muy alto. Buena muestra de ello es la aparición de la bassetta e il frusso en su obra. Un juego de casino muy popular en el contexto histórico.

Otro nombre que destaca por encima del resto es el de Filippo Brunelleschi y es aquí donde debemos detenernos para analizar una de las obras arquitectónicas culminantes de este período. Filippo di Ser Brunellesco Lapi, conocido como Filippo Brunelleschi, nació en Florencia en el año 1377 y fue el primer gran arquitecto florentino del Renacimiento italiano. Sus edificaciones más famosas se encuentran todas en Florencia y su obra maestra por excelencia es la cúpula de base octagonal del Duomo (Santa María del Fiore), terminada en 1434. Esta obra tiene 155 metros de largo, 130 metros de ancho y 107 metros de alto, desde la base hasta la cima de la cúpula; una edificación que sorprende por su majestuosidad y que vale la pena visitar si nos adentramos en la ciudad.

Brunelleschi ganó un concurso para edificarla y dirigir su construcción en 1418, proponiendo un modelo octagonal que podía levantarse sin presentar andamios. La cúpula comenzó a erigirse 1420 y finalizó en 1436. Esta cúpula fue la primera que presentaba estas características, que se levantaba de esta manera, además de ser la más grande que se había construido nunca. Cuando se finalizó despertó la admiración y la unanimidad absoluta de toda la comunidad intelectual, conscientes del punto de inflexión que suponía. En la parte superior de la misma encontramos un remate dorado que corona la cúpula. Fue instalado entre los años 1466 y 1471. La decoración del tambor de la galería fue realizada por Baccio d’Agnolo, pero nunca fue terminada, ya que este proyecto se encontró con la oposición frontal de Miguel Ángel.

Actualmente esta obra preside el skyline de la ciudad y como conmemoración de la misma hay una gran estatua del arquitecto florentino en la Piazza del Duomo, una reconstrucción antropomórfica del arquitecto que mira atentamente a la construcción que él mismo erigió. Un homenaje a su obra y a la materialización de los ideales humanistas de la época. Una obra maestra que merece la pena visitar y, sobre todo, admirar.

2 thoughts on “Santa María del Fiore, la obra maestra de Filippo Brunelleschi | #MundoArquitectura

Deja un comentario, pulsando AQUÍ

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.