Cuatro años bajo la media luna, Rafael de Nogales Méndez #mundoliterario

De la mano de nuestro colaborador F.Javier os reseñamos «Cuatro años bajo la media luna» del

De la mano de nuestro colaborador F.Javier os reseñamos «Cuatro años bajo la media luna» del escritor Rafael de Nogales Méndez y editado por la editorial ALMUZARA en junio de 2015 en su primera edición. En él, el escritor narra su propia historia, mostrándonos a un indómito aventurero venezolano que consiguió participar en la Primera Guerra Mundial con el ejército turco tras haber ofrecido sus servicios a los belgas, franceses y alemanes, siendo comparado por sus gestas con Lawrence de Arabia

Rafael Nogales, nació en Venezuela, posteriormente su familia se traslada a Alemania, lugar donde recibe formación castrense en las academias militares alemanas, mas tarde participó en la guerra de Cuba, guerra de Japón y desempeñó misiones militares en México hasta su participación en la I Guerra Mundial.

CUATRO AÑOS BAJO LA MEDIA LUNAEl libro es una crónica de los avatares de este caballero andante a lo largo y ancho del frente turco durante la Primera Guerra Mundial, desde la estepa de Anatolia al Sinaí egipcio, pasando por el Cáucaso, Mesopotamia, Siria, Persia y Palestina.

Especialmente recordado es su paso por el frente del Cáucaso y su participación en el sitio de Van, donde fue testigo de los desmanes del ejército turco con la población armenia, y respecto del cual mostró su completo desacuerdo con el mando turco por la crueldad de los hechos y propia condición de cristiano.

En diversas ocasiones, el Mando turco decretó su muerte con el objeto de impedir que fuera a revelar mas tarde en Constantinopla o en el extranjero lo ocurrido en la toma de diferentes poblaciones, al haber sido el único cristiano y testigo ocular que presenció actos que jamás debería haber visto.

Prueba de ello, fueron las matanzas y deportaciones que obedecieron a un plan muy bien trazado del partido encabezado por el gran visir Talaát Pachá y las autoridades civiles a su mando, para acabar primero con los armenios, luego con los griegos y demás cristianos, súbditos otomanos del Imperio.

En la comparación que se ha hecho con Lawrence de Arabia, recordado permanentemente por sus gestas, Nogales ha permanecido en el olvido, habiendo sido los dos unos aventureros temerarios, ambos lucharon durante varios años en el desierto y ambos fueron escritores, siendo un deber de justicia evocar el libro de Nogales igual que se recuerda la obra de Lawrence.

Nogales a lo largo de su libro, habla de la bravura del soldado otomano, de su valentía en el momento de cargar con la bayoneta, facilidad en el manejo de las armas y en el aprendizaje de las evoluciones militares; sobre su oficialidad nos dice que no se encontrará una más sufrida y aguerrida que la turca, son guerreros únicos gracias a su docilidad en la instrucción militar.

Su preferencia y admiración por los Mandos alemanes a lo largo de toda la contienda es notoria, haciendo constar que sin su contribución y visión táctica y estratégica, el Ejército Inglés hubiera ganado batallas con mayor celeridad y la pérdida de territorios se hubiera producido mucho antes.

Sobre los Mandos Superiores turcos, escribe que uno de los grandes errores que habían cometido era que por dominar a duras penas la rutina del servicio, se creían ya capaces de dominar el complicado sistema táctico-administrativo del moderno arte militar en sus múltiples aplicaciones.

No opina lo mismo de los voluntarios árabes que acompañaban a las fuerzas turcas, que a pesar de hallarse armados hasta los dientes y formar unidades a pie y a caballo, nunca llegaron a arrimarse ni siquiera al alcance de la artillería enemiga, sino que esperaban a la noche para ir a rematar al enemigo y despojar a los cadáveres de sus ropas y objetos personales para después venderlos en los poblados vecinos.

Del pueblo armenio otomano, nos relata su perdida de tiempo en intrigas absurdas y esperando que la Entente le solucionara todos sus problemas en vez de rebelarse en masa desde un principio como un pueblo digno y consciente de su hegemonía nacional resuelto a conquistar su independencia por cualquier medio.

Nogales fue el único oficial neutral admitido en el ejército otomano, a lo largo de su permanencia en el citado ejército tuvo diferente nombramientos en las fuerzas turcas, Comandante militar de distrito, Jefe de etapas de Zona, Jefe de Operaciones, Inspector General de Obras Públicas y Militares, Director de Talleres Militares, etc.

Después de pasar dos años de servicio activo en el ejercito regular otomano y durante los cuales se había ejercitado sucesivamente en las Armas de Caballería, Infantería, Artillería y ocupado diversos puestos en la administración militar ya citados anteriormente, fue destinado a la III División de Caballería, su arma favorita.

Finalmente y después de solicitar la dimisión, la cual le fue concedida con grandes honores y acompañada de la estrella de Comendador del Medchedíeh, que era la condecoración de guerra más grande que podía otorgar el Sultán de acuerdo con el rango militar y puesto que había desempeñado en el Ejército Otomano. Posteriormente fue nombrado Coronel de Estado Mayor honorario del Ejército Turco.

Reflexiona al final de su libro sobre las atrocidades de la guerra, y de cómo los pueblos civilizados del Viejo y Nuevo Mundo debían de pensar más en el futuro que solo en el presente, de esa forma se podía haber evitado la Guerra y los millones de bajas producidas.

Excelente libro, en el que Nogales no solo narra su participación en las diferentes contiendas, también describe de forma brillante sus desplazamientos a lo largo del extenso territorio que recorrió y las ciudades que conoció, haciendo continuas referencias a hechos históricos producidos en esos lugares.

Su narración es de fácil lectura, con una prosa clara y fluida nos permite ver y ampliar los conocimientos de como se desarrollaron los hechos que se fueron produciendo durante ese periodo histórico.

Este libro hoy día es considerado uno de los testimonios más tempranos y de primera mano de lo que se conoce como el genocidio armenio, del que Nogales hace un crudo relato.

Autor de la reseña: F Javier

Compra el libro ahora

Deja un comentario, pulsando AQUÍ

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.